Buscar
sábado 15 agosto 2020
  • :

Por qué los gatos roncan

¿Tu gatito ronca? El acto de roncar puede ser algo absolutamente normal o bien estar causado por una enfermedad. En esta entrega, te contamos todo lo que tienes que saber acerca de los gatos que roncan. ¿Qué es el ronquido? El ronquido ocurre cuando el pasaje de las vías respiratorias superiores, formadas por la nariz, faringe y garganta, vibran de forma audible mientras tu gato respira. Es más notorio mientras duerme, porque logra relajarse y está recostado.

Si tu gato ronca desde siempre, es muy probable que sea normal y que no requiera tratamiento alguno. Pero si los ronquidos no son estables y aumentan de intensidad, deberás consultar con su médico veterinario para ver cuál es su causa y su probable tratamiento.

¿Cuáles son las causas del ronquido en los gatos?

Nariz chata

Los gatos persas y los de otras razas que tengan la nariz chata son más propensos a roncar, pero esta es una condición normal que no reviste gravedad.

Obesidad

Los casos de obesidad o de sobrepeso son causales de ronquidos. La gordura hace que se acumule grasa en los tejidos que rodean las vías aéreas superiores lo cual hace que un gato ronque. Esto es muy común también en seres humanos.

Infecciones respiratorias superiores

Este tipo de infección hace que se acumule moco en las vías aéreas superiores, por lo que el gato no puede respirar bien mientras duerme y ronca. Las infecciones virales y bacterianas son las más comunes, las cuales se curan solas o a través de medicación. También puede darse una infección por hongos que es más difícil de curar, pero no imposible.

Pólipos nasales o tumores

La existencia de pólipos nasales o tumores en los senos paranasales también pueden ser la causa de los ronquidos de tu gato, lo cual necesita atención veterinaria inmediata.

Alergias estacionales

Tu gatito también puede tener alergia y roncar a causa de ella.

¿Cuál es el tratamiento para los ronquidos del gato?

Si el ronquido es algo natural y no proviene de una enfermedad, no habrá tratamiento alguno pues tu gato está bien. Solo deberás disfrutar de sus dulces ronquidos por las noches. Pero en el caso de que sus ronquidos provengan de una enfermedad, será su veterinario quien te diga cuáles son los pasos a seguir.

Si ronca a causa de la obesidad, una dieta balanceada y suficiente ejercicio físico serán un perfecto tratamiento. En el caso de que sea por una infección en las vías respiratorias, el veterinario te indicará si necesita antibióticos o algún otro medicamento adicional y la forma de administrárselo.

Generalmente estas patologías en los gatos tienen buen pronóstico, haciendo que tu gato vuelva a la normalidad en cuestión de días. Lo mismo sucede con el tema de las alergias, con las que el veterinario trabajará para detectar cuál es el alérgeno y cómo ayudar a tu minino.

Si en la revisión su veterinario encuentra que la causa de los ronquidos es un pólipo o tumor, se lo deberá extirpar mediante cirugía y seguir un tratamiento de recuperación adecuado.

Ya ves que los ronquidos del gato pueden ser normales y tiernos o también una señal de alerta. El mejor consejo es contar con la asistencia veterinaria necesaria para mantener a tu gatito saludable y diagnosticar si tu gato ronca de forma natural o lo hace a causa de alguna enfermedad.

Fuente: IMujer