Buscar
miércoles 12 agosto 2020
  • :

Maracay pionera en la aplicación de esta técnica: Implantes de oro contra enfermedades degenerativas

Cuando nuestra mascota tiene un problema de salud se ha de pensar que, junto a la cura recetada por su veterinario de cabecera, hay toda una serie de terapias naturales o complementarias que le ayudarán a mejorar rápidamente y en muchas ocasiones sanar definitivamente sin efectos adversos.

La introducción de la acupuntura como método milenario de tratamiento incluido dentro de la Medicina Tradicional China abrió muchos caminos de curación para la sociedad. A través de este procedimiento el público se volvió más consciente de los métodos alternativos para mejorar su salud. Debido a la respuesta positiva que lograron, el hombre comenzó a preguntarse si estos mismos tratamientos serian beneficiosos para sus animales. Hoy por hoy diversos estudios dan fe de ello.

Algunas derivaciones de la acupuntura como los implantes de oro, activan y estimulan los acupuntos en forma permanente durante toda la vida de nuestra mascota. El Dr. Grady Young, de Georgia en Estados Unidos fue el pionero de esta técnica en la Medicina Veterinaria. Sin embargo, su procedimiento fue perfeccionado por el Dr. Terry Durkes quien descubrió una forma de alivio del dolor en perros que incluía la implantación de pequeños granos de oro puro, en ciertos acupuntos alrededor de las articulaciones en perros.

Lo empleó efectivamente como tratamiento para displasia de cadera y ataques epilépticos. Tras muchos estudios reveló que esta terapia alternativa era una excelente opción para tratar la osteocondritis y la osteocondritis disecante del hombro, la artritis del codo y la rodilla, la espondilosis espinal y enfermedades crónicas en caninos de todas las especies.

Es entonces en el año 2009 que esta técnica es implementada por primera vez en Venezuela en la Facultad de Ciencias Veterinarias de la Universidad Central de Venezuela (núcleo Maracay) específicamente en el “Hospital Veterinario Dr. Daniel Cabello” por Dalia Rodríguez, Medico Veterinario, especialista en Acupuntura con la formación avanzada en la Internacional Veterinary Acupuncture Society (IVAS).

Algunas derivaciones de la acupuntura como los implantes de oro, activan y estimulan los acupuntos en forma permanente durante toda la vida de nuestra mascota.

La aplicación de implantes de oro es una técnica de estimulación permanente de los puntos de acupuntura en el cuerpo del animal. Su tamaño varía entre 0.8 x 3mm, se utiliza hilo de oro de 24 kilates, o pequeñas piezas magnéticas bañadas en oro. Estos implantes son introducidos en la región subcutánea o muscular (dependiendo del punto utilizado) con el uso de una jeringa especial.  En el extremo de la aguja colocamos el implante que va enrolladito en si mismo como si fuera un pequeño tornillo, esto para evitar, que el implante migre a otra parte. La técnica es muy sencilla y los resultados muy favorables, sin efectos secundarios y compatible con otros tratamientos. Comentó la especialista.

“Decimos que un animal es candidato a colocarle los implantes de oro, cuando responde favorablemente a las terapias acupunturales” explicó Dalia Rodríguez, Medico Veterinario. Al tiempo que aseveró que por tratarse de un acto quirúrgico los animales deben ser sedados. Se hace la asepsia y se rasura para extremar las condiciones de esterilidad. “Por lo general aplicamos la sedación a nivel de la frente entre las cejas del animal o en vaso gobernador uno que es un acupunto ubicado entre la base de la cola y el ano. Con eso logramos una relajación del paciente maravillosa y se evita el uso de altas dosis de tranquilizantes”.

Según Rodríguez, “Los implantes activan la liberación de neurotransmisores: endorfinas, relajantes que eliminan el dolor en primer lugar y en segundo lugar paralizan el proceso de degeneración o desgaste de las articulaciones, además de que paraliza el proceso  de lesión del paciente. También hemos notado que con su uso hay una decomprensión a nivel de los discos intervertebrales. Incluso el uso de estos implantes disminuye el tamaño de los puentes ínter óseos que es algo que no se opera”. Comentó la acupuntora.

Igualmente manifestó “Los resultados son extraordinarios porque hay una luz, hay una esperanza para muchos pacientes geriátricos, para muchos animales jóvenes y para muchos propietarios que no desean la cirugía. Además es un procedimiento ambulatorio que es tres veces más económico que una cirugía. Sin embargo, no en todos los casos se puede emplear esta técnica, por ejemplo en perros con procesos cancerígenos o con casos de osteomielitis.

Tasa de éxito en caninos con Implantes de Oro: Según lo constatado por los pacientes de la M.V Dalia Rodríguez
-Un animal menor de 7 años de edad tiene una tasa de éxito de un 98%.
– De 7 a 12 años por lo general tiene una tasa de éxito del 80%.
– De12 años en adelante tenemos nada más una tasa de éxito del 50%.

Rodríguez, comentó que un porcentaje muy alto de animales responden favorablemente a este procedimiento al día siguiente o en su defecto a las dos semanas. Al cambio en pacientes geriátricos se puede notar la mejoría aproximadamente a los 3 o 6 meses post-implante, obteniendo en la mayoría de los casos éxito total. Señaló enfática que se deben manejar los cuidados necesarios para que la recuperación del paciente se lleve en buenos términos, es decir, seguir una serie de pasos para evitar el riesgo de infección. Tales como: No bañar al perro durante 5 o 7 días, así como evitar el aumento de peso y los cambios bruscos de temperatura.

Los implantes de oro son una alternativa para mejorar la salud y la calidad de vida del paciente. “Lo que buscamos es tener una triada de bienestar entre el propietario, el paciente y el Medico Veterinario, todos equilibrados y satisfechos”. Puntualizó la especialista.

Texto y fotos
Lcda. Mariela Delgado G.