Buscar
sábado 16 noviembre 2019
  • :

La importancia de las plaquetas en la fase inicial de la laminitis

La laminitis empieza bastante antes de que se manifiesten los signos clínicos, a nivel celular o incluso molecular, por lo que considerar las plaquetas puede ser una pieza clave para su prevención o tratamiento temprano, según afirmó Jamie Textor, DVM, Dipl. ACVS, un cirujano equino en la University of California, EE. UU. en una conferencia sobre el tema, según informa thehorse.com.

La inflamación es importante en muchos casos de laminitis y Textor discutió los eventos celulares que suceden antes de que la inflamación se manifieste en los signos clínicos.

Según Textor “al principio estamos hablando de los procesos celulares. Ésta va a ser la mejor oportunidad que tendremos para intervenir, al entender los procesos celulares e intentar actuar sobre algunos de ellos antes de que se conviertan en un ciclo vicioso”.

Los componentes de la inflamación en las laminitis a nivel celular son: neutrófilos, plaquetas y monocitos. Textor se centró en las plaquetas porque la investigación indica que son células inflamatorias, muy sensibles a las endotoxinas y pueden ser las primeras en responder a las laminitis.

Cuando las plaquetas se activan, se agregan o coagulan y entonces cambian de forma radicalmente. También contienen y liberan vasoconstrictores y esa restricción del flujo sanguíneo en la pata puede llevar a la laminitis. Textor citó un estudio de 1998 en el que se mostraba que inhibir la activación de las plaquetas evitaba la laminitis en ensayos experimentales. Posteriores estudios han confirmado que la agregación de las plaquetas es un indicador temprano de la laminitis.

“Estamos hablando de una triple amenaza”, dice Textor. “Las plaquetas se activan temprano, probablemente sean la primera respuesta. Tenemos los neutrófilos que se empiezan a activar. Ambos empiezan a interactuar con el endotelio y lo atraviesan (hacia la línea blanca). Después de este momento, se inicia la laminitis”.

Conocer esta secuencia de eventos puede ayudar a los veterinarios a desarrollar estrategias terapéuticas potenciales. Hablando de forma general sobre las aproximaciones hacia la prevención, Textor añade “podemos evitar que estas células lleguen a la línea blanca o incluso que se activen. Podemos bloquear las sustancias que liberan, podemos evitar que los vasoconstrictores hagan su trabajo. Por último, es posible que podamos intensificar los mecanismos protectores que los tejidos ya tengan en funcionamiento”.

La Laminitis resulta de alteraciones metabólicas complejas de varios sistemas orgánicos que generan una destrucción de la Membrana Basal

La prevención contra la laminitis también requiere elementos relacionados con una buena gestión:
– Alimentación regular, dividida en por lo menos tres raciones durante las 24 horas,
-Dar la fibra (heno, alfalfa, paja) antes del pienso / grano,
– Desparasitar con regularidad (cólicos por estróngilos),
– Controlar la dentadura.

Por último daremos una visión rápida de la alimentación del caballo afectado de laminitis causada por sobre-alimentación. Una de las tradicionales “terapias” consiste en el adelgazamiento rápido del caballo obeso e infosado, en este sentido hay que tener en cuenta que poner un caballo, que necesita regenerar sus cascos total o parcialmente lo antes posible, en un plan energético negativo (“dieta de hambre”) fácilmente puede causar carencias de micro – elementos indispensables para la nutrición de los anexos cutáneos.

Bajar y / o eliminar carbohidratos puede ser necesario, pero heno de buena calidad y una proporción adecuada de alfalfa junto con un corrector que asegure todos los micro – elementos necesarios (aminoácidos sulfurados, vitaminas y minerales) para el crecimiento del casco son generalmente recomendables en la dieta de estos casos de laminitis (Evidentemente la dieta de un infosado post- cólico o post-quirúrgico dependerá del veterinario implicado).

Fuente: Argos.portalveterinaria/mascalcia
Fotos: heavenlygaitsequinemassage/imprintshoes