Buscar
viernes 13 diciembre 2019
  • :

Cómo hacer para que mi perro deje de saltar sobre la gente

¿Te sucede que cada vez que sacas a tu perro a pasear tienes que volver rápido porque no puedes controlar que salte sobre toda persona que ve? Felicitaciones, tienes un perro sociable y juguetón, pero, mientras un pequeño cachorro que salta es adorable, un perro grande de más de 20 kilos puede ser algo molesto y pesado para las personas a las que les salta. Por eso queremos darte algunos consejos para lograr que el perro deje de saltar sobre la gente.

¿Por qué mi perro salta?

Aunque parezca todo lo contrario, sobre todo para aquellos que no están tan familiarizados con los perros, un perro salta en forma de saludo o llamado de atención; podría decirse que él quiere acercarse más a la persona, a su cara. Quizás te preguntes: ¿y qué hago si salta y no quiero que lo haga? Bueno, puedes empezar por tomarlo y hacerlo bajar suavemente, con afecto, que él sienta el contacto como un cariño, no como un golpe. Otra cosa, no tengo dudas de que tu perro es súper inteligente, pero no habla español, así que no le digas que no, enséñale con contacto visual, por ejemplo.

Ignora los saltos

Parece muy simple, ¿verdad? Y créeme que funciona. Como te contaba antes, tu perro hace esto para llamar la atención, si no la tiene, verá el salto como una técnica «que no da resultado». Lamentablemente, a los perros les toma poco tiempo aprender un nuevo hábito, pero les cuesta mucho abandonar uno que ya tienen. Pídele a todos los que tengan contacto con él que lo ignoren cuando salte y le presten atención cuando no lo hace.

Trata de disminuir su excitación

Si tengo que decir qué es lo que más disfruto de mi perro, diría que es cuando llego a casa y me recibe siempre feliz, ¿a ti te sucede lo mismo? Sin embargo, si lo animamos a que se excite por tal alegría de verte en casa, lo único que se logrará es que esté cada vez más inquieto. Mi consejo es que cuando llegues a casa, no hables de forma alocada, hazlo tranquila, con voz más bien baja y no lo toques ni lo mires hasta que esté calmado. ¡Verás que funciona!

Dale una recompensa si se porta bien

Cuando deje de saltar, dale a entender que está bien lo que hace de volver a sus 4 patas con una recompensa, como una caricia o algo para comer, y cuando vuelva a saltar, dale la espalda. Hazlo de forma persistente, puede que termines dando vueltas en círculos el primer tiempo, pero verás que lo lograrás. ¡Persevera y triunfarás!

Cuando vienen visitas a casa…

Sí, lo sé, es que les encanta que vengan visitas y no puede contenerse, pero podemos intentar mejorar su actitud. Cuando toquen timbre y te dirijas hacia la puerta, pídele que se quede sentado y si lo hace, dale una recompensa, como la que te contaba. Quizás al principio necesites alguien que te ayude para cuidarlo mientras abres la puerta y él no entiende que debe quedarse sentado, pero si sigues estos pasos y, cuando la visita entre a casa, les pides que lo ignoren y tú también lo ignora, de a poco se calmará y entenderá que la «modalidad» es otra. Sé que es difícil ignorar a ese perro tan lindo, pero tienes que intentarlo, ¿verdad?

Fuente: Imujer